Isla de Devón: Marte en la Tierra


La isla de Devon, en la bahía de Baffin, perteneciente al Archipiélago Ártico Canadiense, es la mayor isla deshabitada en la Tierra, y por buenas razones. El suelo permanece congelado durante casi todo el año, sobre todo el tercio oriental de la isla, que está permanentemente cubierto por una capa de hielo de unos 500 a 700 centímetros de espesor. Por un breve período, con una duración de 45-50 días, durante la temporada de verano, el suelo está libre de nieve. Durante esta época, la temperatura se sitúa alrededor de los 8°C, siendo la temperatura media anual es de -16 ° C.

En resumen, la isla de Devon es una tierra estéril, dominada por rocas heladas, y casi desprovista de plantas y animales. Pero para los científicos e investigadores, Devon es un lugar muy interesante. Su entorno desierto y la dureza del clima es muy similar a las condiciones en Marte.

Desde 2.001, la isla de Devon ha sido la “casa de verano” para un grupo de personas que trabajan en un proyecto de investigación internacional llamado “Proyecto Haughton-Mars” (HMP) que estudia cómo los exploradores humanos pueden vivir y trabajar en otros objetos planetarios, en particular, en Marte.

El estéril terreno de la isla de Devon, sus temperaturas de congelación, el aislamiento y la lejanía de los científicos y personal de la NASA, ofrecen una serie de oportunidades de investigación únicas”, afirma la página de información del proyecto en el sitio web de la NASA. “Otros factores, tales como el ciclo de día y noche ártica, y las logísticas restringidas y capacidades de comunicación, ofrecen análogos de ajuste para los desafíos a los que los tripulantes probablemente se enfrentarán en sus vuelos espaciales de larga duración“.

Operado por la Mars Society y principalmente financiado por la NASA, la investigación se basa en la estación de Flashline Mars Arctic Research Station (FMARS), situada en una colina con vistas al cráter de Haughton, un cráter de 23 kilómetros de diámetro que se formó hace aproximadamente 39 millones de años, cuando un proyectil de 2 kilómetros de diámetro chocó contra la tierra.

El incidente fue tan violento que hasta las rocas que se encontraban a una profundidad de 1,7 kilómetros llegaron a la superficie. Debido a que no hay agua fluyendo debido a la temperatura de congelación, la erosión es mínima. Como tal, Haughton conserva muchas características geológicas que los cráteres pierden en otros lugares debido a la erosión. El área del cráter de Haughton se dice que tiene uno de los terrenos más similares al de Marte en la tierra.

La isla de Devon no es del todo carente de vida. El área de Truelove, en la costa noreste de la isla, es relativamente cálida y húmeda, contando con algo de vegetación y, sorprendentemente, también algunos animales salvajes. De hecho, la temperatura en verano puede alcanzar los 8°C durante unos 50 días, como habíamos visto al inicio, obteniendo un terreno limpio de nieve. En las tierras de este área crecen algunos musgos sobre los cuales los bueyes pastan durante todo el año. El suelo frío y húmedo está habitado por invertebrados como gusanos, protozoos y larvas de mosca jején. La isla también cuenta con una pequeña población de aves.


Tierras de Truelove.





Autor