Los trenes de bambú de Camboya


Durante años, los viajeros en Camboya tuvieron que hacer frente a una de las peores redes de trenes del mundo. Los trenes pasaban con poca frecuencia entre los pueblos, los descarrilamientos eran comunes y la velocidad apenas superaba el caminar de una persona. Así que la gente en el noroeste del país, cerca de la ciudad de Battambang, decidió crear su propio transporte aprovechando las vías ya existentes de los trenes nacionales. Ellos crearon un nuevo servicio ferroviario con trozos de bambú y metales abandonados. Los locales llamaron a estos vehículos “Norries”, pero los visitantes extranjeros les conocen como “trenes de bambú”.

Cada tren de bambú consiste en un marco de madera de 3 metros de largo aproximadamente, cubierto a lo largo con listones de bambú ultra-ligeros, que se apoyan sobre dos bogies con barras similares. Un motor de gasolina da potencia a las ruedas traseras por medio de cintas.

Estos artilugios raquíticos pueden transportar veinte o más personas a través de viejos carriles a velocidades que alcanzan los 40 km/h. Los rieles rotos y deformados sacuden una y otra vez el cuerpo de quienes se suben a los “trenes de bambú”.

Los conductores de los Norries insisten en que es una forma segura de transporte.

¿Y qué es lo que sucede cuando un tren de bambú se encuentra con otro tren de bambú que viene en sentido contrario? La respuesta es sencilla: el tren que tenga la menor cantidad de pasajeros tendrá que ser levantado rápidamente de las vías para permitir que el otro pase. A continuación, se vuelve a montar sobre las vías, reiniciando el motor. Este proceso se hace en aproximadamente un minuto.

Los trenes de bambú se han convertido en una parte no oficial del sistema de transporte de Camboya. Proporcionan un vínculo entre los pueblos y un medio de transporte para las personas y bienes de la zonas desatendidas. También son un medio de ingresos para muchos, ya que se cobra a los turistas un precio de hasta 2 dólares (1,79 euros) por montarse en ellos. En Camboya, esta cantidad puede ser igual a dos meses de salario para la mayoría de los ciudadanos.

Hoy en día, los trenes de bambú están desapareciendo debido a la remodelación de las vías de los trenes nacionales. Antiguamente era posible tomar los trenes de bambú desde Battambang a Phnom Penh. Ahora, los exteriores de Battambang es dónde aún sobreviven.










Quiza tambien le interese

0 Comments

Todavia sin comentarios!

Puede ser el primero en comentar este post!

Dejar un comentario