15 mayo, 2022

Cuando un aerófobo es juzgado por superstición

La mayoría de los viajeros saben que volar es estadísticamente más seguro que conducir. Sin embargo, en ocasiones la ansiedad en la víspera de un vuelo puede ser difícil de controlar, por lo que muchas personas buscan soluciones de varias maneras.

A continuación vemos las historias de dos pasajeros para quienes un pequeño ritual tranquilizador casi termina en desgracia.

avion madrid wanda
Avión de Delta Air Lines despegando del Aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas. Al fondo, el estadio Wanda Metropolitano del Atlético de Madrid.

Monedas arrojadas a los motores del avión


En el verano de 2017, los medios recibieron noticias sobre una mujer de 80 años por la que un avión fue inmovilizado. El caso es que una pasajera inquieta arrojó nueve monedas al motor de un transatlántico de China Southern Airlines cuando abordaba un vuelo de Shanghái a Guangzhou «para tener buena suerte«.

Cuando la policía la interrogó, dijo que lanzó las monedas cuando «oraba por la seguridad» de su próximo vuelo. Y aunque solo uno de los nueve yuanes arrojados dio en el blanco, esto fue suficiente para retrasar la salida de 150 pasajeros durante varias horas. Entre ellos se encontraban el esposo, la hija y el yerno de la autora del precedente.

Para garantizar la seguridad del vuelo, el equipo de mantenimiento de China Southern llevó a cabo una revisión completa del motor de la aeronave. Al final, el vuelo se llevó a cabo, pero con un retraso de más de cinco horas.

El chino Lu Chao fue menos afortunado. En 2019 estuvo a punto de costarle la vida a los pasajeros y tripulación de un vuelo de Lucky Air. También arrojó monedas a uno de los motores del avión.

El vuelo de Ningbo a Anqing igualmente se retrasó varias horas debido a informes de dos yuanes arrojados por el pasajero. Lou difícilmente pensó que las monedas podrían dañar seriamente la turbina y provocar un fallo en el motor.

Los funcionarios de Lucky Air afirmaron que los costes incurridos en la revisión y reubicación de los pasajeros totalizaron alrededor de $21.000 (18.000€ aproximadamente). La aerolínea presentó una demanda por daños y perjuicios. Lu pasó 10 días en la cárcel. También se le ordenó pagar 120.000 yuanes (equivalente a 17.000 dólares, unos 15.000€) en compensación a la aerolínea.

En defensa de Lou, su hermano argumentó que las reglas a bordo de Lucky Air no advertían nada contra el lanzamiento de monedas. Era el primer vuelo de Lou, de 28 años.

Otros casos extraños


Existen otros rituales, aparentemente inofensivos, que algunas personas siguen antes de abordar un avión ya que les otorga algo de tranquilidad y confianza. Entre ellos se encuentran…

– Subiendo por la escalera, acariciar el avión o incluso besar el fuselaje.
Levantar las piernas al despegar, creyendo sinceramente que esto ayuda al despegue del avión.
– Cuando se vuela, utilizar siempre la misma ropa.
Escuchar ciertas canciones en el momento del despegue, aterrizaje y cuando se producen turbulencias.
– Bailes de camino al asiento.

Los expertos creen que estas acciones puede ayudar a algunos pasajeros a ganar la ilusión de control sobre la situación.

Aerolíneas, pilotos y supersticiones


Incluso hay aerolíneas que se adaptan a los pasajeros supersticiosos. Por ejemplo, quitando las filas de asientos 13 y 17. En algunas culturas, estos números traen mala suerte. Por lo tanto, al emitir un billete de avión, se puede notar que estas filas no saldrán como disponibles en ciertas aerolíneas, ya que realmente no se contemplan. La fila que se encuentra detrás de la 12 es la 14. Igualmente pasa con la fila 16 y 18.

Algunos pilotos también tienen sus propios rituales. Por ejemplo, comer el mismo plato antes de un vuelo o llegar al aeropuerto por la misma ruta.

Asimismo, los pilotos particularmente supersticiosos creen que fotografiar un avión antes de un vuelo es desafortunado. Y apuntar con el dedo al cielo, provoca mal tiempo.






Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.