La bizarra casa de Clarke Bedford

En la calle Nicholson de Hyattsville, en Maryland, Estados Unidos, se encuentra la extravagante y decorada casa de Clarke Bedford, un retirado y conservador de arte del Museo Hirshhorn. Cada centímetro cuadrada del exterior de la vivienda está decorado con piezas de metal que Bedford ha ido rescatando y comprando a lo largo de los años. Hay antiguos metales, estatuas, guardabarros y faros, entre otros. Sus coches, estacionados en la calle, frente a su casa, están decorado de la misma manera.

Siendo un artista durante toda su vida, Bedford comenzó en el año 2000 a buscar objetos de decoración, empezando a experimentar con un descapotable de Saab. Arrancó el parachoques y otras piezas para reemplazarlas con otros objetos que le hicieran tener un aspecto de automóvil roadster de los años 30. A continuación, comenzó con la incorporación de las partes no utilizadas de su coche en la valla que cercaba su propiedad. Una vez que «decoró» la valla entera, comenzó con la casa.

Bedford llama a su hogar «As-sem-blage Co-ttage», mientras que su vehículo más conocido es una furgoneta «88 Ford Econoline» conocida popularmente como «Vanadu».





Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *