¿Cómo elegir una buena maleta? 6 consejos

Elegir una maleta no siempre es fácil. Existe una gran cantidad de modelos, materiales, tamaños y tipos.

Hoy, siguiendo las recomendaciones de TusMaletas, vemos 6 consejos que probablemente te ayudarán a encontrar una maleta adecuada.

1.- Material: ¿tela o plástico?


El primer punto que vemos es decidir qué material nos viene mejor, la tela o el plástico. Las maletas de tela tienen unas ventajas claras, como son un precio más bajo y disponibilidad de varios bolsillos externos, en los cuales podemos poner las pequeñas cosas que necesitemos durante el viaje, así como los recuerdos adquiridos en el último minuto antes de salir.

Por su parte, las maletas de plástico suelen ser más duraderas, no se mojan y son fáciles de limpiar: con pasar un paño valdría. Además, gracias al cuerpo sólido de las maletas de plástico, se pueden transportar objetos frágiles sin miedo.

2.- ¿Cuál es el tamaño apropiado?


Maletas

– Una maleta pequeña, con una altura hasta los 60 centímetros, es adecuada para un viaje corto de unos 5-6 días aproximadamente.
– Una maleta de tamaño estándar (altura de hasta 70 centímetros) sería una opción ideal para que una sola persona viaje alrededor de 2 semanas, o para dos personas que viajen durante unos 7 días.
– Una maleta grande (altura entre los 70 y 80 centímetros) es la opción ideal para viajes largos, ya sean dos personas o incluso llevando lo necesario para un niño pequeño.
– Una maleta muy grande (altura por encima de los 80 centímetros) es prácticamente un compañero de viaje familiar adicional. Sin embargo, con una maleta de estas dimensiones, es muy probable que solo puedas viajar por mar o carretera.

3.- Las ruedas, ¡muy importantes!


Las maletas pueden ser de dos o cuatro ruedas. Cuando una maleta tiene únicamente dos ruedas, una cuarta parte de su peso recae sobre la mano y brazo de quien la transporta. Así, una maleta voluminosa de dos ruedas será difícil de transportar.

Lo recomendable son maletas de cuatro ruedas: son más ligeras y maniobrables. Cada rueda se fija a un eje independiente y pueden girar 360 grados. El punto en contra de las maletas de cuatro ruedas es que únicamente se podrían transportar sobre una superficie relativamente plana: en áreas desiguales habría que levantarla. Por cierto, recuerda que no puedes levantar una maleta cargada mediante la manija deslizante.

Últimamente también se están viendo maletas de cuatro ruedas con ruedas dobles o con ruedas traseras de mayor diámetro. Este tipo de maleta puede adaptarse a una superficie plana y, si el pavimento es desigual o inclinado, el mayor tamaño de las ruedas traseras hará que se puedan transportar sobre ellas.

4.- Elige un color brillante u original (o ambos)


Maletas

Por las cintas de equipaje de los aeropuertos pasan cientos de maletas y si la tuya no destaca, tendrás que dedicar un buen tiempo para encontrar tu equipaje entre docenas de similares. Además, si tu maleta tiene un color brillante y original, seguramente no te llevarás por error la de ningún otro pasajero (y por consiguiente nadie se llevará la tuya). En las películas, estas historias de maletas a menudo se convierten en el comienzo de una divertida aventura, pero en la vida real pronto traerá muchas preocupaciones.

5.- ¿Viajas solo o en pareja? Mejor dos maletas medianas


Si vas a viajar solo o en pareja, es más práctico llevar dos maletas medianas en lugar de una maleta grande.

A continuación te enumeramos algunas ventajas de comprar dos maletas de tamaño mediano:

Con dos maletas medianas se reparte mejor el peso y cada persona puede llevar una (o si se viaja solo, una en cada mano, repartiendo también el peso y no sobrecargando una parte del cuerpo).
– Es más fácil poder dividir la ropa, zapatos, accesorios… en dos maletas y no meterlo todo en una que la haga más voluminosa y pesada.
– Cada persona puede utilizar su propia maleta y acomodarla a su gusto, sin provocar ningún trastorno de pareja.
Es más fácil encontrar las cosas en dos maletas medianas que en una grande.

6.- No escatimar


Maletas

Cuando compras una maleta, si no es de por vida, tendrá un uso alrededor de unos 10 o 12 años. La maleta no crecerá ni se hará más pequeña. Tampoco es probable que se pase de moda. Piensa que estás comprando un artículo que te durará mucho tiempo. Si se va a por la más barata, igual luego en el aeropuerto te encuentras con que una rueda se cayó repentinamente, un forro se desgarró o una cremallera se salió. Una maleta de calidad es una inversión en futuros viajes agradables y cómodos.

Y tú… ¿en qué te basas para comprar una maleta adecuada?













0 comentarios

Todavia sin comentarios!

¡Puedes ser el primero en comentar este post!

Dejar un comentario