Maqueta de papel y cartón de Praga, por Langweil

En el Museo de la Ciudad de Praga hay una gran maqueta de papel y cartón (un «papercraft» gigante) sin terminar de Praga que representa cómo apareció la antigua ciudad a principios del siglo XIX.

Este modelo fue realizado hace casi doscientos años por un talentoso litógrafo, bibliotecario, pintor y maquetista bohemio llamado Antonín Langweil, quien dedicó los últimos 11 años de su vida a este pasatiempo inusual.

La maqueta se extiende sobre un área de veinte metros cuadrados y contiene más de dos mil edificios con detalles pintados, como tejas, ventanas, puertas, pasamanos y otras características arquitectónicas. La representación es tan auténtica que Langweil incluyó pequeñas imperfecciones donde pudo, como paredes dañadas, ventanas rotas y plantas trepadoras. En los patios y lugares apartados se pueden encontrar tiendas de barriles, una escena de una matanza de cerdos o una escalera apoyada contra una pared. Casi la mitad de los edificios representados por Langweil ya no existen, como los barrios judíos que fueron demolidos a principios del siglo XX y partes del casco antiguo.

Langweil se inspiró para construir el modelo de Praga después de ver un modelo en relieve de París en una exposición en 1.826.

Antonín Langweil nació en 1791 en Postoloprty, un pequeño pueblo a unos 60 kilómetros al noroeste de Praga. Después de la muerte de su padre, el mismo año, la familia de Langweil se mudó a la ciudad histórica de Český Krumlov, donde pasó su infancia y juventud. A la edad de 27 años, Langweil fue a Viena para aprender la técnica gráfica de la impresión en piedra (litografía). Armado con nuevos conocimientos, abrió un taller de litografía en Praga. Todo parecía ir bien, sin embargo dirigir un negocio fue difícil y Langweil se vio obligado a cerrar su taller y buscar empleo como litógrafo bajo otra impresora de Praga. En 1.822, Langweil dejó su trabajo como litógrafo y se unió como asistente de biblioteca en la Biblioteca de la Universidad en Clementinum.


Antonín Langweil.

Con la ayuda de su asistente en la biblioteca, Langweil comenzó a construir el modelo de Praga edificio por edificio. El esfuerzo consumió casi todo su tiempo libre durante los siguientes once años hasta su muerte prematura en 1.837. Langweil exhibió su modelo al público, de forma inacabada, varias veces durante aquellos once años. Y aunque muchas personas admiraban su trabajo, Langweil nunca encontró un patrocinador. Con siete bocas que alimentar, Langweil recurrió a hacer pequeñas maquetas de casas de nobles y ricos y comenzó a venderlas a sus propietarios.

En 1.837, Langweil murió después de años de sufrir tuberculosis. Tras su muerte, su esposa vendió la maqueta de Praga al emperador Fernando I por un buen precio. Fernando I posteriormente donaría el modelo al Museo Nacional. El modelo fue adquirido por el Museo de la Ciudad de Praga en 1.954 y, desde 1.970, lo mantiene en exhibición permanente.

Praha

Praha, České republiky

Praha, České republiky










Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *