Monasterio de Karakalos en Athos, Grecia

El monasterio de Karakalos (o Karakallou), pequeño pero increíblemente acogedor, se encuentra en la parte sureste de la península de Athos, en Grecia, no lejos de la costa.

Es fácil llegar aquí a pie desde el cercano monasterio de Filoteo y desde el monasterio de Iviron (Monasterio Ibérico).

Introducción

No existen crónicas demasiado precisas, pero se cree que el monasterio de Karakalos (Μονή Καρακάλου) fue fundado por el monje Nicholaos Karakalos en el inicio del siglo XI.

Hoy en día, Karakalos está habitado por 50 monjes griegos que incansablemente ofrecen oraciones al Señor en el templo principal del complejo, consagrado en honor a los Apóstoles Pedro y Pablo, así como en sus cinco iglesias secundarias.

monasterio Karakalos
Monasterio de Karakalos en la Montaña Sagrada, en Grecia.

Los peregrinos llegan hasta Karakalos para inclinarse ante la principal reliquia del monasterio: el busto del Bartolomé el Apóstol y una partícula de la cruz de Cristo.

En la alta torre que destaca en el monasterio de Karakalos, levantada en honor a San Pedro y la más alta del Monte Athos, se ubican de las "mundanas" del monasterio, desde cuya galería se abre una vista asombrosa de las extensiones esmeralda de la Montaña Sagrada y la pintoresca costa.

Historia

No hay información exacta sobre la fundación del Monasterio de Karakalos. Según la leyenda, el monasterio fue fundado a principios del siglo XI por el monje Nicholaos Karakalos, del que obtuvo su nombre.

La historia del monasterio de Karakalos está salpicada por una serie de altibajos: en el siglo XIII fue saqueado por piratas y, en el siglo XV, fue restaurado gracias a la generosa ayuda de los gobernantes y patriarcas bizantinos. Sin embargo, poco tiempo pasó hasta que el monasterio volvió a ser víctima de los ataques de piratas y quedó severamente deteriorado.

En el siglo XVI, con el permiso del sultán Solimán el Magnífico, Karakalos fue reconstruido gracias a los esfuerzos del príncipe Petru Rareș (Pedro IV de Moldavia), quien más tarde tomó en este mismo lugar los votos monásticos.

En el siglo XVII, el monasterio creció significativamente y, más tarde, en 1875, Karakalos sobrevivió a un devastador incendio y fue completamente restaurado.

El monasterio

monasterio Karakalos katholikon
Vista de la torre del monasterio de Karakalos y del kathokilón, en la parte central del complejo.

La apariencia del monasterio de Karakalos es bastante inusual en comparación con los poderosos complejos monásticos de Athos: el monasterio luce pulcro, con paredes bajas de piedra bajas coronadas con celdas de madera de dos pisos, cuyos techos de tejas están decorados con gran cantidad de chimeneas.

Lo que destacada por encima de todo en el monasterio de Karakalos es una gran torre de vigilancia de piedra, construida en el siglo XVI. Desde su parte superior, el entorno circundante es perfectamente visible. Años atrás, los centinelas se ocultaban bajo la protección de las almenas de la galería.

Katholikón

El katholikón, el templo principal del monasterio, fue construido también en el siglo XVI, al igual que la torre, sobre los restos de una basílica bizantina clásica. La cúpula sobre el altar del katholikón se encuentra en un tambor de luz redondo con varias ventanas altas y estrechas enmarcadas con un adorno de color amarillo brillante.

El katholikón de Karakalos está dedicado a los santos apóstoles Pedro y Pablo; en el interior, vale la pena ver el antiguo iconostasio y admirar los frescos del siglo XVI.

El refectorio del monasterio fue construido en 1875 y está ricamente pintado con imágenes acerca del Antiguo y Nuevo Testamento.

Recorriendo el monasterio de Karakalos


Recorrido a pie por el monasterio de Karakalos.

Reliquias

Entre las reliquias del monasterio de Karakalos se encuentra el busto del Apóstol Bartolomé (el mártir fue decapitado por sacerdotes paganos en la ciudad armenia de Albana), el busto de San Cristóbal, un fragmento de la Cruz del Señor que da vida y una extensa colección de vestiduras eclesiásticas y vasijas religiosas.

Por otro lado, la biblioteca de Karakalos da cabida a más de 270 manuscritos y alrededor de 2500 libros impresos.






Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir