Petroglifos de Sears Point en Arizona, Estados Unidos

En Sears Point, cerca del río Gila en Arizona (suroeste de los Estados Unidos), se pueden observar alrededor de 3 kilómetros de acantilados de basalto repletos de arte antiguo con más de 10.000 petroglifos. Este área también contiene una serie de impactantes geoglifos y otras características de interés arqueológico.

Los arqueólogos consideran a Sears Point como una de las colecciones de arte rupestre más importantes del suroeste de Estados Unidos. Esto se debe a la gran densidad de petroglifos, así como al estilo de arte único.

Sears Point petroglyphs

Gran cantidad de los petroglifos se han atribuido a la tradición de la cultura pataya. Se pueden observar elementos de diseño diferentes, incluidas figuras curvilíneas, rectilíneas, antropomórficas, zoomorfas, abstractas y estilísticas.

Sears Point petroglyphs

En algunos lugares de Sears Point, se utilizaron rocas de basalto planas para que los petroglifos marcasen los senderos. También se cree que varios paneles de petroglifos importantes pueden estar asociados con mitos y leyendas de los nativos americanos.

Esta área alrededor de Sears Point ha sido utilizada durante siglos por muchas culturas. Hoy en día, hay 15 tribus que reclaman afiliación cultural con el área.

Sears Point petroglyphs-9-lg

El área de Sears Point también presenta ejemplos de grafitis históricos. Los nombres y las fechas tallados en la roca se han asociado con los primeros cazadores, los grupos de la fiebre del oro «49er» y los colonos que pasaron por el área entre 1840 y 1900.

Petroglyphs

El área abarca una amplia gama de sitios arqueológicos, que incluyen alineaciones de rocas, áreas despejadas, intaglios, petroglifos y senderos aborígenes. El BLM (Oficina de Administración de Tierras) de Arizona ha designado a Sears Point como un área de preocupación ambiental crítica, donde se requiere atención especial para proteger y prevenir daños al sitio.

Sears Point petroglyphs-4-lg

Si se realiza una visita a Sears Point, hay que tener en cuenta que los senderos no son mantenidos por el BLM, por lo que podrían no estar en las mejores condiciones, sobre todo si previamente ha llovido.

Además hay que tener cuidado con las abejas y las serpientes que merodean el lugar. Se recomienda llevar agua suficiente y, lo más importante, disfrutar de los múltiples picos con cientos y cientos de petroglifos antiguos.

Petroglifos de Sears Point, en Arizona











Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *