El puente flotante Guangji, en China

“Guangji Bridge”, también conocido como puente Xiangzi, es un antiguo puente sobre el río Han, en Chaozhou, provincia de Guangdong, China. Es reconocido como uno de los cuatro puentes antiguos más famosos del país – los otros tres son el puente Zhaozhou, el Lugou Bridge y el Luoyang. Se dice que si alguien viaja a Chaozhou y no visita el puente, su visita a Chaozhou no tendrá ningún valor.

Aparte de la antigüedad e importancia histórica, el puente Guangji es especial por el hecho de ser el primer puente de pontones en el mundo que se puede abrir y cerrar. Una parte del puente de Guangji es apoyada por dieciocho embarcaciones flotantes, que podrían ser apartadas a un lado para crear un canal abierto para barcos y lanchas. En un principio, todo el puente era una estructura flotante apoyado por ochenta y seis grandes barcos. Hoy en día, solo la sección central se puede abrir.

El puente Guangji fue construido como un puente flotante durante la dinastía Song en el año 1.170, y estuvo supervisado por un magistrado llamado Zeng Wang. Originalmente fue llamado puente Kangji. Tan solo cuatro años después de su construcción, una inundación destrozó el puente, y de la misma manera que hiciese Wang, Chang Wei dirigió la construcción de una nueva estructura. En aquella épocas, estas construcciones estaban encabezadas por magistrados, que no solo supervisaban las leyes y el orden, sino también eran responsables de la administración de las obras.

Pronto varios magistrados de la prefectura se involucraron en la construcción del puente. Entre ellos, Ding Yunyuan, quien aportó trabajadores para construir los muelles. Los logros de este magistrado fueron tan destacados que el puente pasó a llamarse puente Ding Gong. Más tarde, en 1.194, otro magistrado construyó un pabellón en la costa este y el puente pasó a denominarse Jichuan. Alrededor del 1.206, el puente fue terminado, y la sección central se conectó mediante embarcaciones.

Durante la dinastía Ming, el puente fue mejorado y rebautizado como puente Guangji, para posteriormente, durante la dinastía Qing, contar con dos estatuas de bueyes en ambos extremos. El puente, que tiene a unos 500 metros de longitud, está apoyado por 24 pilares de piedra y 18 embarcaciones. Cuenta con 24 pabellones.








0 comentarios

Todavia sin comentarios!

¡Puedes ser el primero en comentar este post!

Dejar un comentario