Skellig Michael, una isla de película

En la rocosa isla de Skellig Michael se puede encontrar un antiguo monasterio perfectamente conservado en una ubicación increíblemente espectacular. Habiendo sido el lugar de grabación de algunas importantes escenas de la saga Star Wars, la isla parece haber sido saca de un cuento.

Como dijo el irlandés George Bernard Shaw… “Un lugar increíble, imposible. No pertenece a ningún mundo en el que tú y yo hayamos vivido y trabajado; es parte de nuestro mundo de ensueño“.

Skellig Michael

Skellig Michael es una isla remota, rocosa y escarpada, situada a 8 millas (13 kilómetros aproximadamente) de la costa del condado de Kerry, Irlanda. Es la más grande de las dos islas (Skellig Michael y Little Skellig) que sobresalen de la marejada del Océano Atlántico y “empujan” 230 metros hacia arriba.

Skellig Michael
Skellig Michael con Little Skellig detrás y la parte continental de Irlanda al fondo.

Las leyendas hablan de una gran importancia de las islas en tiempos prehistóricos y paganos. Sin embargo, la historia conocida de Skellig Michael comienza cuando se fundó un monasterio cerca de su cumbre a mediados del siglo VII. Consistiendo en chozas de piedra con forma de colmena, agrupadas alrededor de un oratorio y un pequeño jardín de vegetales, este era verdaderamente un lugar de soledad para los pocos monjes que vivían aquí. El complejo era únicamente accesibles subiendo 600 escalones de piedra por el acantilado.

Skellig Michael

Encaramado en el pico más alto, al sur de la isla, se encontraba otro oratorio, destinado a un solo monje que buscaba el verdadero aislamiento entre altas formaciones rocosas.

isla irlanda

La paz monástica se hizo añicos en el siglo IX cuando una serie de incursiones vikingas amenazaron la existencia de esta pequeña comunidad. Pero a pesar de esto, el monasterio sobrevivió hasta el siglo XII, cuando los monjes abandonaron la isla y se trasladaron a tierra firme.

ireland_0476

El monasterio en sí está notablemente bien conservado, con botes que llegan diarioamente cargados de visitantes de la parte continental y que dan un salto hacia el pequeño puerto al pie del acantilado. La inaccesibilidad extrema y la ubicación remota de este monasterio ha provocado que no muchos turistas hayan visitado el sitio, lo que minimiza la erosión de los escalones y terrazas pavimentadas.

Little Skellig from Skellig Michael
Isla Skellig Michael vista desde Little Skellig.

La más pequeña de las dos islas, Little Skellig, no es menos dramática. Situada un poco más cerca de la costa, la isla es la colonia de alcatraces más grande de Irlanda, con más de 20.000 parejas reproductoras.

Skellig Michael en el cine


La isla de Skellig Michael, una vez relativamente poco conocida, saltó a la fama cuando sus precarios escalones, acantilados y casas de colmenas en la parte superior, fueron utilizadas como el escenario para el aislado escondite de Luke Skywalker al final de la película Star Wars Episodio VII: El Despertar de la Fuerza y, nuevamente, en Star Wars Episodio VIII: Los últimos Jedi.

La isla puede esperar ahora un flujo constante de jedis llevando sables de luz por sus sinuosos caminos.













0 comentarios

Todavia sin comentarios!

¡Puedes ser el primero en comentar este post!

Dejar un comentario