Cascada Svartifoss en el Parque Nacional Skaftafel, Islandia

La cascada Svartifoss es una de las principales atracciones del Parque Nacional Skaftafel, en Islandia. Cubriendo un área de aproximadamente 4.800 kilómetros cuadrados, este parque se encuentra a 330 kilómetros al este de Reikiavik y se considera la “perla de Islandia”.

Es una zona de oasis, ubicada entre glaciares, con una naturaleza y microclima únicos.

Islandia: Svartifoss

Una lista de las cascadas más bellas del mundo estaría incompleta sin este milagro islandés de la naturaleza. El nombre “Svartifoss” se puede traducir del islandés como “cascada negra”. Esto se explica por el hecho de que la cascada está rodeada por increíbles columnas de basalto similares a las encontradas en la cueva de Fingal, en Escocia. Tales formaciones rocosas inusuales se formaron a partir de lava negra. El flujo de lava se enfrió a un ritmo lento, formando tal cristalización.

¡Es difícil creer que estas columnas cuidadosamente pulidas fueran creadas por naturaleza!

Svartifoss

Svartifoss no es una cascada muy alta. Su altura es de 12 metros, pero las filas de pilares negros le dan una apariencia verdaderamente majestuosa. La cascada constantemente socava los cantos rodados de basalto en la parte superior, donde la presión del agua es particularmente fuerte, de modo que las columnas tienen una forma afilada. Las piedras al pie de la cascada también fueron durante una época enormes pilares, pero poco a poco cedieron a la fuerza del agua.

Svartifoss

Svartifoss es una atracción muy popular entre los turistas, ya que la cascada en sí es considerada el lugar más místico de Islandia. Sin embargo, llegar a ella es bastante difícil: hay que atravesar una ruta de dos kilómetros a pie a lo largo de una colina. Aunque, seguramente, el esfuerzo merecerá la pena: magníficas vistas, hermosos paisajes y, por supuesto, aire fresco.

Alrededor de la zona de Svartifoss se ofrecen recorridos especiales, incluidos los geológicos. Se recomienda visitar este lugar entre mediados de junio y finales de agosto.

Cascada Svartifoss en vídeo


Y no solo los turistas y amantes de la naturaleza tienden a llegar a este lugar, sino también personas creativas, como artistas, escultores y arquitectos. Muchos arquitectos islandeses se inspiran en estas inusuales columnas de basalto. Este milagro natural influyó en la creación de las grandes obras maestras de la arquitectura clásica. Así, podemos destacar obras notables como la iglesia Hallgrímskirkja y el Teatro Nacional de Islandia, en la ciudad de Reikiavik.

Svartifoss

Islandia es famosa, entre otras cosas, por sus cascadas, entre las que se encuentra la más poderosa de Europa: Dettifoss.

Si te interesa conocer 7 datos curiosos acerca de Islandia, haz click aquí.













0 comentarios

Todavia sin comentarios!

¡Puedes ser el primero en comentar este post!

Dejar un comentario