8 ciudades fantasma en Estados Unidos

Abandonadas en las praderas del desierto, cientos de aterradoras ciudades fantasmas están diseminadas por todo Estados Unidos. Muchas de estas ciudades abandonadas de los Estados Unidos alguna vez fueron establecimientos prósperos, pero desaparecieron tan rápido como crecieron.

Algunas de ellas están asociados con los años de la fiebre del oro, mientras otras tienen un pasado más oscuro. Desde los malditos ladrillos de Boudie hasta el fuego eterno que aún azota a Centralia, a continuación hacemos una lista de los lugares más extraños que visitar en América.

1.- Bodie, California


Bodie

Durante su apogeo, Bodie era conocida como una de las ciudades más peligrosas y sin ley en el oeste. Preservada en un estado de “descomposición congelada”, Bodie es a día de hoy una de las ciudades abandonadas mejor conservadas de América. Sus edificios se han mantenido intactos y los escaparates aún están equipados con marcas familiares.

Bodie, California

La original ciudad Bodie se hizo famosa por ser un lugar muy peligroso debido a los constantes tiroteos. Se dice que los signos brutales de su pasado protegen a la actual Bodie, ya que quienes la visitan actualmente se abstienen de robar nada por miedo a una leyenda, la cual afirma que el ladrón sufrirá fracasos eternos. La ciudad también se considera un hábitat para los fantasmas.

2.- Texola, Oklahoma


Route66_Day6_Texola_20170317_IMGS5452_s

Texola se encuentra entre las fronteras de Oklahoma y Texas, asentándose entre los dos estados durante su corta vida. Fue una popular parada de tren a principios del siglo XX. La expansión de la ciudad fue realmente rápida después de que en 1.920 se aprobase como parada oficial de la famosa Ruta 66.

Old Garage on Route 66 in Texola, Oklahoma

A día de hoy si se conduce por Texola se puede leer un letrero que dice “No hay lugar en el mundo como Teksola”. Sin embargo, las calles vacías y edificios derruidos no es a lo que los orgullosos habitantes habrían querido referirse con ese letrero.

3.- Centralia, Pennsylvania


Carretera humeante

Las nubes de humo se elevan desde las grietas en el asfalto de Centralia, una antigua ciudad minera que ahora está completamente abandonada. Si no fuera por la tierra agrietada y el monóxido de carbono, el área podría convertirse en un verdadero sueño de director de cine. El humo del suelo en realidad es causado por la quema lenta de depósitos de gas.

Un incendio subterráneo comenzó en una de las minas hace más de 50 años (en 1.962) y no ha parado desde entonces. Todos los edificios de la ciudad fueron abandonados y la entrada a la ciudad está rodeada de señales de advertencia, pero quien quiera todavía pueden visitar Centralia a lo largo de la carretera 61 de Pensilvania. Centralia es un lugar absolutamente surrealista, sobre el cual las leyendas proliferan.

Si te interesa conocer más acerca de Centralia y su famosa iglesia, haz click aquí.

4.- North Brother Island, Nueva York


isla abandonada Nueva York

Ubicado en una concurrida Nueva York, North Brother Island es un pequeño lugar abandonado con una historia ominosa. Originalmente fue hospital aislado para pacientes con sífilis, para posteriormente convertirse en un refugio para el tratamiento de drogadictos. Los sectores más desfavorecidos de la sociedad acabaron en el más duro de los aislamientos en la isla.

North Brother Island, East River, Bronx NYC

El hospital abandonado fue cerrado en 1.960 y ahora es un santuario de aves cerrado al público. Sin embargo, la prohibición de acceso no detiene a los numerosos investigadores urbanos a deambular por el edificio fantasma del hospital.

Entre los pacientes que llegaron a North Brother Island estuvo María Tifoidea, la primera estadounidense portadora de fiebre tifoidea).

5.- Ciudad subterránea de Seattle, Washington


Seattle bajo tierra

Debajo de la ciudad de Seattle hay otra “ciudad”. En 1.889, el Gran Fuego de Seattle destruyó la mayoría de los edificios que existían por aquel entonces. Las autoridades decidieron restaurarlos, pero dos niveles por encima para evitar problemas pasados ​​con inundaciones. Al principio, muchas tiendas subterráneas permanecieron abiertas y la gente subía y bajaba escaleras para ir a ellas. Pero, en 1.907, el nivel subterráneo se cerró. Al mismo tiempo, continuó siendo utilizado para todo tipo de actos impuros y obscenos. En la actualidad los pasajes están parcialmente restaurados y las excursiones guiadas bajo tierra se realizan diariamente.

6.- Rhyolite, Nevada


Rhyolite

Fundada en 1.904, Rhyolite creció rápidamente en los últimos años de la fiebre del oro, pero con la misma rapidez cayó durante la crisis financiera de 1.907. La ciudad fantasma de Rhyolite era, y es, una buena parada en el camino a Las Vegas. El edificio mejor conservado de la ciudad es Bottle House, compuesto por miles de botellas de cerveza y licor. Los restos de los edificios que una vez fueron majestuosos son un recordatorio apropiado del breve bienestar de los tiempos de la fiebre del oro. Situada en el medio del desierto, la ciudad de Riolith es una vista espeluznante.

7.- Glenrio, Nuevo México y Texas


Glenrio

Glenrio fue la primera y última ciudad ubicada entre dos estados a la vez. Solía ​​ser una parada popular para los viajeros de Rock Island y Pacific Railways, y más tarde para los automovilistas en la antigua Ruta 66. Cuando se construyó una nueva carretera interestatal en 1.973 bordeando Glenrio (y no atravesándola) obligó a los residentes a abandonar la ciudad.

8.- Christmas, Arizona


Christmas, Arizona

El nombre podría llevar a pensar que esta es una especie de comunidad festiva comercializada, pero en realidad Christmas (Navidad) es un pueblo minero abandonado (su nombre deriva de la fecha de la reapertura de la mina en 1.902). La oficina de correos de la ciudad disfrutó de gran popularidad en diciembre de aquel año, cuando gente de todas partes de los Estados Unidos enviaron aquí sus paquetes con regalos para redirigirlos a sus respectivos destinos con el matasellos de Christmas. La oficina siguió recibiendo correo de Navidad durante veinte años después de su cierre y las cartas con sello postal de Christmas ahora son realmente codiciados por los coleccionistas.













0 comentarios

Todavia sin comentarios!

¡Puedes ser el primero en comentar este post!

Dejar un comentario