Ciclismo a través del agua en Limburgo, Bélgica

A través de un gran lago en la reserva natural De Wijers, en Limburgo, Bélgica, corre un carril para ciclistas que atraviesa el agua en lugar de cruzar por un puente. El camino de hormigón, de 212 metros de longitud, se construyó por debajo del nivel del agua y se sumerge lo suficiente como para que los usuarios sientan sus ojos al nivel del agua.

Dos terraplenes de 1,5 metros de altura a cada lado del carril para bicicletas mantienen a raya el agua del estanque. Por otro lado, los túneles subterráneos por debajo del carril para bicicletas aseguran que los anfibios y otros animales acuáticos puedan moverse libremente entre las dos secciones.

Cycling Through Water - Genk, Limburg - Belgium

Desde su apertura en 2.016, «Cycling Through Water» ha demostrado ser un éxito entre los turistas y los locales. Cientos de miles de personas han recorrido ya el hundido camino. Diariamente, unos 800 ciclistas recorren el camino.

El objetivo del proyecto era impulsar el turismo en bicicleta en Limburgo, que ya es un paraíso para los ciclistas en la región de Flandes.

Cycling Through Water - Genk, Limburg - Belgium

Hace unos 25 años, Limburgo construyó una red de cruces ciclistas para conectar diferentes rutas entre sí. Cycling Through Water es uno de esos cruces, el cual conecta dos redes de rutas en bicicleta. Hasta hace poco, la reserva natural de De Wijers, que contiene alrededor de 700 hectáreas de estanques y dominios histórico-culturales, no podía ser explorada por completo en bicicleta. Al crear oportunidades para ciclistas, como Cycling Through Water, los desarrolladores quisieron destacar a Limburgo como un paraíso para el ciclismo y atraer a más turistas apasionados a la bicicletas del extranjero.

«Cycling Through Water» en vídeo














Fecha de publicación: 9 mayo, 2019

0 comentarios

Todavia sin comentarios!

¡Puedes ser el primero en comentar este post!

Dejar un comentario